El cuerpo astral y el amor

El cuerpo astral tiene mucho que ver con el amor. Seguramente si no has leído acerca del cuerpo astral te parecerá raro este término. Pero para los videntes, magos, brujos y brujas, este es un término que se usa en forma habitual. Además hay circulando mucha literatura esotérica que habla de los cuerpos sutiles. El cuerpo astral es uno de esos cuerpos. Es el que se ocupa de las emociones. Muchos le llaman a este cuerpo el cuerpo emocional. Es por eso que tiene mucho que ver con las relaciones de pareja y con las emociones que tenemos, aquello que damos a los demás y cómo reaccionamos ante determinados estímulos afectivos.

Se dice que el cuerpo emocional o cuerpo astral es un cuerpo que está en constante movimiento, por eso los yoguis, magos y estudiantes de esoterismo buscan sosegarlo, apaciguarlo. Las técnicas de meditación no son más que estrategias para calmar a las emociones y por ende a este cuerpo que es una especie de doble del cuerpo físico y que se tiñe de diferentes colores de acuerdo a las emociones por las que pasemos.

Hay que  armonizar el cuerpo astral porque para el amor, para encontrarse con el amor, la armonización de este cuerpo es fundamental.

Podemos sutilizar este cuerpo , tranquilizarlo para abrirnos y encontrar la felicidad. Porque en la medida que estemos armónicos emocionalmente el amor fluirá mejor.

El cuerpo astral y el amor, tres ejercicios para la armonía

Te dejamos aquí algunos ejercicios para armonizar tu cuerpo astral que redundarán en que puedas tener mejores relaciones y por lo tanto, si estás en búsqueda de un hombre o te gusta alguien, que puedas  por medio de estos ejercicios encontrarar eso que tanto estás buscando.

  • Respira profundamente, siente en tu cuerpo una fina capa de luz que lo cubre como si fuera una segunda piel. Visualiza esa capa de luz brillante y de un leve color rosa. Piensa que ese color atraerá a tu enamorado. Puedes hacer este ejercicio en un entorno de soledad y tranquilidad pero también mientras manejas o vas por la calle caminando.
  • Abre las manos, únelas delante de tus ojos, observa que de una a otra mano sale un haz de luz ambarino, luego pon tu mano derecha sobre tu corazón. Piensa en la felicidad del amor y en todo lo que el amor puede darte en la vida.
  • Siéntate en tranquilidad y armonía, respira profundamente, imagina que desde el centro de tu pecho sale una luz violeta que inunda la habitación, esa luz violeta se va transformando lentamente en rosa. Recuerda momentos de felicidad que hayas pasado. Trata de pensar en lo feliz que serás cuando encuentres al hombre adecuado.

Estos ejercicios te ayudarán a relajarte, a que tu cuerpo astral se armonice para que puedas encontrar el amor. Practícalos y lo comprobarás. Te deseamos suerte.

El cuerpo astral y el amor

El cuerpo astral y el amor




Artículos Relacionados

Speak Your Mind

*