Dos rituales para alejar la envidia

Aquí te dejaremos dos rituales para que puedas alejar la envidia de tu vida.

Debemos decir que la envidia no prospera si no existen envidiosos, es decir que para que alguien te ataque con la envidia tiene que existir esa persona que genera esa mala energía.

Hay emociones que son negativas, la envidia es una de ellas.

Pueden envidiarnos aunque no tengamos nada que para nosotros sea envidiable. Es decir nadie está exento de la envidia.

Siempre al querer rechazar algo, en este caso al querer generar una protección contra la envidia, debemos preguntarnos en qué medida nosotros  estamos haciendo lo mismo. Es decir debemos revisar  si en algún ámbito de nuestra vida no estamos siendo envidiosos.

Esta emoción aparece como consecuencia de una necesidad de tener lo que el otro tiene.

Muchos esotéricos y místicos explican que la envidia puede ser un norte energético, en el sentido de que en realidad cuando estamos envidiando a alguien lo que sucede es que necesitamos eso que envidiamos. Por ejemplo si envidiamos a alguien que tiene mucho dinero, lo hacemos porque nos imaginamos lo bueno que sería poseer el dinero que esa persona tiene. Pues bien, el secreto para sacarnos la envidia de encima, es tratar de generar aquello que envidiamos, en este caso tratar de pasar a la acción en relación a la obtención del dinero.

El envidioso es alguien que no quiere hacer ningún esfuerzo y que quiere obtener lo del otro mágicamente. Imagina que aquel que tiene algo no se lo merece, sin saber exactamente si esto es así y sin conocer la ley esencial de todo éxito y que es la ley del karma.

Esta ley es la que reparte las cosas buenas y las cosas malas que nos suceden en la vida. Por lo tanto, si pensamos desde este punto de vista no tendríamos que tener envidia, ya que ,todo lo bueno que una persona posee es consecuencia de acciones buenas que esa misma persona realizó en vidas pasadas.

Lo que debemos hacer es tratar de ser cada vez más puros, de esta forma estaremos generando acciones que en el futuro serán de alguna manera recompensadas, y si bien la ley del karma es más compleja podemos decir que más o menos ronda por este tipo de cuestiones, es decir por la cuestión del mérito y las buenas acciones de una vida para recibir una consecuencia venturosa.

Algunas preguntas que puedes hacerte con respecto a este tema:

¿Es posible que un ritual pueda alejar la envidia o es tan sólo una fantasía?

Sí, es posible, ¿por qué no?

La envidia es una energía negativa que puede perjudicarnos y el ritual lo que hace es neutralizar esa energía que nos es perjudicial.

Un ritual no sólo puede alejar a la envidia sino que también puede alejar otras energías negativas.

El mecanismo que se utiliza en un ritual es muy simple, se convoca a una energía por medio de repeticiones o cantos, por medio de un determinado ritmo corporal y en un determinado momento. Esta convocatoria y estas acciones hacen que la energía se encauce de la manera que uno se lo propone.

Hay viejos rituales que se hacen desde lejanos tiempos y que tienen un resultado inmediato. Esto se ha trasmitido de maestros a discípulos. El ritual puede ser más fácil o más difícil pero si se hace bien tiene una consecuencia segura.

¿Puede la envidia realmente perjudicarme?

Sí, la envidia es una emoción como tantas emociones negativas que tenemos, pero que puede tornarse perjudicial para nosotros si la persona le da un lugar constante en su vida.

Esto es así tanto si nosotros tenemos envidia por alguien o cuando alguien tiene envidia hacia nosotros.

Hay personas que tienen un gran potencial psíquico y mental, si esas personas, consciente o inconscientemente, proyectan su envidia sobre nosotros, es posible que tengamos algunos problemas en nuestra vida cotidiana.

Esos inconvenientes a veces son imperceptibles pero otras veces pueden ser muy claros.

Esto sucede porque la energía que la otra persona emana con su envidia se trasmite y se acerca a la persona envidiada, esta energía se transforma en un tipo de traba, en algo que interfiere en nuestra propia energía. Y si hay una traba en nuestra energía es probable que surjan inconvenientes.

Lo que generalmente sucede es que no tenemos conciencia de este mecanismo y casi siempre atribuimos el origen de los problemas a otras causas y no observamos que puede ser por esta razón.

Un ritual hará que esta energía no pueda penetrar en ti. Es decir, el ritual actúa como si fuera una especie de escudo haciendo que tu energía no se vea interrumpida por la envidia de otros y por lo tanto dándote más suerte y haciendo que tu energía circule mejor.

Artículos relacionados:

En nuestro sitio tenemos muchos artículos que están relacionados con éste.5 que te pueden interesar:

  1. Hechizo de luna llena contra la envidia: En este caso se da un hechizo para realizar cuando la luna está llena y que alejará la envidia de tu vida.
  2. Hechizo contra le envidia realizado con flores: Aquí se da un hechizo que se realiza con flores y que tiene el mismo resultado: Alejar la envidia de tu vida.
  3. Protegerse de la envidia con magia blanca: La magia blanca es aquella que se utiliza sin perjudicar a los demás, aquí algunos métodos para usar esta magia alejando la envidia de tu vida.
  4. Círculo de protección contra la envidia: En este caso se da un ritual que hace un círculo y se utiliza para alejar a los envidiosos. Muy bueno.
  5. Cómo quitar la envidia: Aquí varios consejos y algunas consideraciones generales y esotéricas sobra la envidia y la forma de erradicarla de nuestra vida.

2 rituales para alejar la envidia

Aquí te dejamos dos rituales para que puedas alejar la envidia de tu vida. Cada uno de ellos es muy diferente al otro. Esperamos te sirvan.

Ritual con trapo rojo para alejar la envidia

Elementos a utilizar:

  • Un trapo rojo de 40 x 40 centímetros.
  • Una vela blanca.
  • Un papel blanco de 10 x 10 centímetros.
  • Una lapicera o lápiz negro.
  • Una moneda de color plateado.
  • Una cinta blanca de 50 centímetros.

Procedimiento:

El procedimiento es sencillo aunque deben llevarse a cabo los pasos adecuadamente y como se detallan a continuación. El ritual debe hacerse sobre una mesa redonda y en un lugar que no haya nadie y que se encuentre en tranquilidad y en semipenumbra.

Debemos antes que nada prepararnos para alejar la envidia. Lo primero que hacemos es encender la vela, luego tomamos el trapo rojo con nuestra mano izquierda. Lo hacemos doblando el trapo todas las veces que sea necesario hasta que éste quepa en la palma de nuestra mano. Cerramos la mano y nos ubicamos frente a la mesa que será la que utilicemos como altar.

Decimos, con la mano que contiene el trapo puesta a la altura de la cabeza y separándola de la frente aproximadamente 10 centímetros, la siguiente frase: “Nada puede dañarme, rechazo, rechazo, rechazo”.

Luego tomamos el trapo y lo ponemos sobre la mesa, a continuación encendemos la vela. Al hacerlo decimos la siguiente frase: “Por medio de la luz alejo toda la oscuridad, nadie puede dañarme, la luz, la luz, repele toda envidia”.

Luego debemos escribir en el papel la siguiente frase: “Dos o más pueden desearme felicidad, nadie puede hacerme mal, yo soy luz y sello el mal para siempre”.

Esa frase escrita en el papel la ponemos sobre el trapo rojo.

A continuación tomamos la moneda con la mano derecha y comenzamos a caminar de izquierda a derecha alrededor de la mesa. Comenzamos estando enfrente de la vela y damos tres vueltas, cuando lo hacemos decimos la siguiente frase: “Por medio de este andar, voy dejando atrás todos los miedos, no hay nadie que pueda detenerme, soy feliz”.

Decimos esta frase y la repetimos tantas veces que sea necesario hasta completar tres vueltas alrededor de la mesa y llegar a quedar nuevamente frente a la vela.

Por último ponemos la moneda encima del papel que se encuentra sobre el trapo rojo. Al hacerlo decimos: “sello este ritual”.

Luego esperamos hasta que la vela se derrita del todo, sentados, mirando la vela. Por último tomamos el trapo con el papel y la moneda y hacemos un paquete con ellos. Debemos hacerlo de la siguiente manera: Tomamos el trapo por las esquinas y lo doblamos hacia adentro, una vez hecho esto, lo vamos enrollando de cada lado hasta hacer que el papel quede contenido dentro, junto con la moneda. El paquete tiene que quedar bien cerrado.

A continuación tomamos la cinta blanca y le damos varias vueltas al paquete para terminar cerrándolo con un moño.

Guardaremos el paquete debajo de la cama, durante el tiempo que queramos. Los restos de la vela se deben tirar a la basura.

Este ritual es muy efectivo y es conveniente hacerlo cada más o menos tres meses. Esperando ese tiempo, lo que debemos hacer es desechar los elementos utilizados que tenemos debajo de la cama, y proceder a conseguir un nuevo trapo, una nueva moneda, etc.

Es conveniente también utilizar un lápiz o lapicera (con la que escribimos en el papel), especialmente para esta tarea. Es decir no usarlos para otra cosa.

Ritual al aire libre y con luna llena para alejar la envidia

Para hacer este ritual tienes que tener un lugar al aire libre en el que puedas estar sin que nadie te vea, el ritual se hace la noche de luna llena, preferentemente la primer noche en que comienza esta luna. Debes tener además una mesa en ese lugar al aire libre donde pondrás los elementos para el ritual, si la mesa es redonda mejor.

Elementos a utilizar:

  • Tres velas de color negro.
  • Tres velas de color blanco.
  • Una ramita de romero.
  • Una cinta roja de 50 centímetros
  • Un sobre blanco
  • Una lapicera roja
  • Una tijera

Procedimiento:

Lo primero que hacemos es poner las velas negras sobre la mesa formando un triángulo. Dejando sitio adelante.

Encendemos esas 3 velas.

Luego tomamos la rama de romero y comenzamos a caminar alrededor de la mesa de derecha a izquierda, debemos hacerlo lentamente, con la rama en la mano derecha y repitiendo la siguiente frase: “Aquí convoco a la protección, avanzo y es imposible que la envidia me toque”.

Damos 10 vueltas alrededor de la mesa.

Luego procedemos a colocar las velas blancas. Las colocamos en fila delante del triángulo de velas negras y las encendemos. Volvemos a tomar la rama de romero, esta vez con la mano izquierda y comenzamos a caminar de izquierda a derecha alrededor de la mesa, diciendo la siguiente frase: “La luna me protege, donde no hay luz ella aporta, donde hay envidia ella rompe, imposible que me hagan daño”. Repetimos la frase todas las veces que haga falta hasta completar 10 vueltas.

Luego tomamos la cinta roja y la ponemos a lo largo, entre las velas blancas y las velas negras. Al hacerlo decimos: “Aquí se separa el bien del mal, el mal no llega”.

A continuación tomamos la rama de romero y la colocamos debajo de la mesa.

Esperamos a que las velas se derritan, ten la precaución de conseguir velas que no sean muy anchas ni muy largas para que no tengas que esperar mucho tiempo.

Mientras esperamos revisamos internamente aquellas situaciones en las que le tuvimos envidia a alguien.

Una vez que las velas se terminaron. Tomamos la cinta roja y procedemos a cortarla en diez pedazos. No importa que no sean todos iguales pero tienen que ser diez en total. Al hacerlo decimos la siguiente frase: “Corto por lo sano toda la envidia”.

Luego tomamos esos diez pedacitos de cinta y los ponemos dentro del sobre. Procedemos a cerrar el mismo y a continuación escribimos en la parte de adelante del sobre tu nombre completo.

El sobre debe ponerse debajo de la almohada durante diez días. Luego guardarlo en un cajón.

La rama de romero y el resto de las velas arrojarlos a la basura.

La tijera y la lapicera guardarlas para hacer rituales y no usarla para otra cosa.

Se puede repetir a los 6 meses desechando el sobre anterior y reemplazándolo. Muy efectivo.

Recursos Recomendados:

Lee Cómo Aprender a Usar La Magia para Recuperar, Dominar Y Amarrar a tu Pareja

hechizodeamor2

Reply